Trabajo independiente, el refugio laboral de miles durante la pandemia.

El trabajo independiente ha sido el reglón que más ha crecido dentro dela ocupación en los meses de la pandemia, a pesar de que este todavía lejos de los niveles que tenía el año pasado, inicio a inicios del 2020.

Los especialistas coinciden que esta tendencia de debe al desempleo por la crisis de corona virus; el trabajo independiente ha sido el refugio para muchas personas que han perdido sus ingresos. A medida que la pandemia de coronavirus causó desempleo y despedidos generalizados este año, más personas recurrieron al trabajo independiente a tiempo completo para ganar dinero.

¿Qué es un trabajo independiente?

Trabajo independiente es el término que se usa para describir las varias maneras en las que las personas pueden trabajar fuera del empleo tradicional. Estas incluyen trabajos suplementarios que desempeñan las personas además de sus empleos normales, las labores de contratistas independientes, los trabajos temporales y hasta algunas pequeñas empresas.

Características de los trabajadores independientes

Los trabajadores por cuenta propia deben estar atentos a potenciar ciertas características y capacidades que son los pilares fundamentales de sus futuros negocios.

Emprender: Asumir como propia la empresa aprender la gestión y administración básica de un negocio.

Liderar: Potenciar las capacidades de liderazgo democrático, de conducción activa de ideas y proyectos.

Organizarse: Aprender a planificar y gestionar eficiente y eficazmente las distintas secciones de la empresa, mejorar la disponibilidad de tiempo.

Actuar: Aprender a moverse, y manejar la gestión del riesgo.

Ser: Reforzar la identidad personal.

Deber: Impulsar comportamientos de autorresponsabilidad, cumplimiento de compromisos consigo mismo y con los clientes y protagonistas en el propio proceso de negocio.

Poder: Fomentar crecientemente la toma de decisiones, incrementar el margen de maniobra frente a situaciones difíciles abiertas, adversas y enfrentarlas con serenidad.

Crear: saber mirar al futuro, proyectarlo e imaginarlo sin los condicionamientos del pasado, abrirse a lo nuevo, romper los límites, cultivar el optimismo y la esperanza.

Anticipar: Detectar amenazas y oportunidades antes de que estas se manifiestan expresamente.

Experimentar: Aprender a explorar, a probar, a practicar.

Aprender: Generar una conducta de aprendizaje permanente en innovaciones tecnológicas y control de calidad.

Servir: Optimizar la atención al cliente respetuosa y con dignidad.

Dentro de este escenario, una política de formación de las persona debe incluir el desarrollo de capacidades y competencias que les permitan definir sus opciones y ejercer distintos trabajos, dado que tendrán dominio de aquellas competencias que los preparan para desenvolverse en este nuevo mundo.

Visítanos:https://buskeros.com/

Síguenos:https:https://www.facebook.com/buskeros.com.ni

¡Comparte este post!

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Suscríbete a nuestra newsletter

para estar al día de todas las novedades

También puede interesarte…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra