Como cerrar una entrevista.

La clave para cerrar una entrevista es hacer la pregunta correcta. Posiblemente hayas terminado más de una entrevista sin saber cómo te ha ido, aunque te hayas esforzado en contestar a la perfección no sabrías decir si hay posibilidad o no.

¿Cuál es el siguiente paso en el proceso de selección? Es la forma correcta de cerrar una entrevista, no quiere decir que con esta pregunta estés pidiendo que te contraten o no, solo quieres saber cuál sería el siguiente escalón a subir.

Piensa que toda entrevista es una acción de venta, ya que estas promocionado y vendiendo a ti mismo, así que tómatelo como tal.

Por otro lado, hacer la pregunta anteriormente citada requiere mucho menos compromiso por parte del reclutador o empleado de recursos humanos, por lo que es más fácil de que té de una pista de dirección tomo las charla. Si recibes un “ya te avisaremos”, posiblemente no haya sido todo lo productiva que esperabas. Aun así, no pierdas las esperanzas.

¿Tienes alguna pregunta?

Cuando una entrevista llega a su fin, te ofrecerán la posibilidad de formular alguna pregunta. Tu respuesta siempre debe ser SÍ y te dejamos tres posibles preguntas que puedes hacer para cerrar la entrevista:

1. ¿Cuáles son los principales retos a los que se enfrentara la persona que ocupe el puesto?

2. ¿Cuál es un reto alcanzable a corto plazo, para considerar un éxito?

3. ¿Cuáles son los siguientes pasos en el proceso?

Formulando estas preguntas conseguirás, en primer lugar demostrar tu interés y motivación para puesto. Estando concienciado de las principales amenazas y retos del día a día del puesto, y que tienes una forma de trabajar encaminada, hacia los objetivos, la respuesta de entrevistador te dará indicadores sobre como valoraran tu trabajo.

Test Psicotécnicos

Para algunos puestos puede que te tengas que someter a pruebas psicotécnicas que permitan evaluar ciertas habilidades o conocer mejor tu personalidad.

Si estas pruebas te ponen nervioso, puedes practicar en casa algunos tests de los que se encuentran gratis en internet para familiarizarte con ellas. Ten en cuenta que no hay respuestas correctas para las evaluaciones de personalidad y, que no conviene manipular las repuestas intentando contestar lo que crees que gustará más a tu potencial empleador.

¡Recupérate!

Si te das cuenta de que has dado una respuesta torpe, lo primero es no dejarte dominar por el pánico, les pasa a los mejores candidatos. Luego, reconoce sinceramente que no has dado la información que el entrevistador esperaba y pide otra oportunidad para contestar. Si te has quedado totalmente en blanco, quizá será mejor permitir al entrevistador que continúe y, si es posible, enviarle después un correo con la respuesta que te gustaría haber dado.

Muchos entrevistadores no saben cómo comenzar y otros no saben cómo terminarla. Antes de finalizar pregúntese si sabe todo lo necesario en relación con el perfil. Cuando se utilizan formularios de registro, estos pueden ser de ayuda para no olvidarse de los detalles importantes. Algunas fórmulas de cierre son anunciar el paso siguiente: “Evaluaremos estos datos y lo llamaremos» ó preguntarle al entrevistado si tiene alguna duda.

En cualquier caso, el entrevistador debe crear un clima de cierre, dar la sensación de que se han cubierto todos los puntos que se pretendían explorar y que la tarea ha sido cumplida satisfactoriamente.

Bien, ahora ya sabes que es lo que debes preguntar, sin embargo recuerda que el primer paso es tener un CV optimizado y listo para enviarlo a los reclutadores, ahora ya puedes ingresar tus datos en el nuevo formato optimizado de Buskeros, en el siguiente enlace: www.buskeros.com

¡Comparte este post!

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Suscríbete a nuestra newsletter

para estar al día de todas las novedades

También puede interesarte…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra